La irrisoria justicia de la Liga MX

 
La arcaica e irrisoria manera de imponer “justicia” en el día a día de México se ha trasladado a la Liga MX, muestra es el leve castigo que ha recibido el Veracruz, específicamente el Estadio Luis “Pirata” Fuente, tras los lamentables hechos violentos presentados en el duelo ante Tigres de la UANL.
 
Una semana tardó la Liga MX en desahogar pruebas sobre lo sucedido en las tribunas de este inmueble para determinar que el medio matar a aficionados solo es sancionado con ¡un partido de veto!. Sí así se imparte justicia en el futbol mexicano.
 
Lo que más causa risa es que el entrenador del Puebla, José Cardozo, había sido suspendido dos juegos por invadir la cancha ante Toluca y reclamar decisiones arbitrales. Obviamente, para la panda de “expertos” comandados por Enrique Bonilla es peor esto que la violencia en las tribunas.
 
La Comisión Disciplinaria hizo aún más el ridículo corrigiendo la sanción a Cardozo, dejando la suspensión en un partido. Por supuesto, ni locos pensar en aplicar al pie de la letra el reglamento hacia Veracruz, pues se mantuvo la raquítica cantidad de un partido de veto al “Pirata” Fuente.
 
¿Qué necesita pasar para los que rigen el futbol mexicano hagan bien su trabajo? ¿Necesitamos un muerto cada semana como en Argentina? ¿Necesitamos algún inadaptado con sobredosis por inhalar cocaína en las tribunas?
 
Hay cosas donde se debe seguir la lógica y si bien 6 juegos de veto no corrigen de fondo el problema, tampoco lo hacen las palmaditas en las espalda a los directivos-políticos pidiendo que ya se porten bien.
 
Y así las cosas en la Liga MX, donde causa mayor preocupación los reclamos de un técnico que la seguridad de las familias que gozan de ir a un estadio.
 
¡Estamos todos locos!
 
Mi Twitter: @SirTavoMR14