Cuando el Puebla gana...

 
Sí, porque cuando el Puebla gana después de sumar 1 punto de los últimos 15, todo pasa a segundo plano.
 
Se dejará de lado el sobrecupo que hubo en el Estadio más allá de que la cifra oficial fue de 40500...
 
Muchos olvidarán que el escaso e inoperante cuerpo de seguridad cerró las puertas del Coloso de Maravillas y en varias de ellas roció de gas pimienta...
 
Algunos tendrán en su mente que ese Domingo de Resurrección 2017, la lluvia, el frío, el horario, el tráfico a la entrada y salida  no les hizo estragos...
 
Pocos recordarán que ese 16 de Abril, Campestrini no salió ni a la banca luego de una semana del horror que le costó su salida del club...
 
Pero, todos siempre tendremos grabado en nuestra memoria que aquella cruzazuleada en Puebla representó estar un año más en Primera División, y por una simple razón, los aficionados que están en las buenas, en la malas o en las peores, sólo le piden una cosa a su equipo, entrega hasta el último segundo...
 
Porque Villa se la rifó en la atajada del final, porque Amione no paró de correr todo el partido o porque Esparza, con pocos minutos en la cancha, metió ese pirulo que se queda para toda la vida, así como el de Lacerda o "El Macue" Robles, son tantos que nadie sabe cómo festeja aunque sabe lo que valen, porque para pocos, muchos, algunos o todos; es un año más de trabajo, es un año más de estar en el mapa del fútbol mexicano.
 
Matemáticamente faltan 2 unidades, sin embargo anímicamente éste equipo está salvado, porque cuando el Puebla gana, el objetivo de la permanencia se consigue más rápido.
 
Aquí y como todo vendrá un proceso de análisis y enfriamiento, la victoria es alentadora pero el mensaje previo, durante y después del partido por parte de jugadores y cuerpo técnico de José Saturnino Cardozo será el futuro de La Franja.
 
Amigos, nos leemos el próximo martes, que tengan una excelente semana. Para cualquier comentario, duda, queja, aclaración o cuestionamiento estoy para servirles.
 
Mi Twitter: @Luis_APalacios
Recuerden que esta columna es la opinión de quién la escribe y no busca generar conflictos entre los involucrados, sino crear conciencia en cada lector.